Rivadavia Básquet entrena a distancia esperando la vuelta a la actividad.

0
50

El preparador físico de “Los Naranjas”, Miguel Pellergrini, compartió la modalidad de trabajo con el plantel y contó como los jugadores viven este receso.

Al igual que el resto de los equipos que conforman las distintas ligas y torneos nacionales, el equipo de Rivadavia Básquet -que participa de la Liga Argentina– sigue trabajando desde sus casas, a la espera del regreso a la actividad deportiva. Miguel Pellegrini, preparador físico del plantel, explicó la metodología de trabajo con los jugadores en este momento particular.

“El grupo está compuesto por 10 jugadores profesionales (sólo dos oriundos de Rivadavia), un entrenador principal Fernando Minelli; un asistente técnico, Marcos Boccolini; preparador físico, Miguel Pellegrini. A éstos se suma el kinesiólogo Ariel Banella; el médico Mauricio Bittar y el psicólogo Diego Rodríguez” explicó Pellegrini y comento que “se acostumbra sumar a los entrenamientos jugadores juveniles para que vayan ganando en experiencia al entrenar con jugadores de Liga”. También completan la nómina dos utileros con una labor muy importante dentro del funcionamiento del equipo.

El profesor explicó que “debido a esta pandemia se los licenció a los jugadores para que transiten esta cuarentena en sus casas con sus familias. Situación que dificulta el entrenamiento ya que no todos tienen las mismas condiciones materiales y de espacio para entrenar. Por ejemplo, hay un jugador que tiene un patio en su casa de 30 x 30 metros y hay otro que vive con su familia en un departamento en un piso 11; es por eso que les pedí que me contarán con qué contaban para entrenar, así yo les podía enviar trabajo para que hagan”.

En cuanto al modo de entrenar, Pellegrini comentó: “El plan está dividido en 5 días. Todos realizan al principio una activación muscular, seguida por un trabajo de fortalecimiento del C.O.R.E. (centro y lugar desde el que desarrollamos los movimientos y dirigimos las fuerzas). Luego los lunes y jueves entrenan la potencia del tren inferior, básicamente con saltos. Martes y viernes la potencia del tren superior con lanzamientos; luego la fuerza, intentando trabajar fuerza máxima, para terminar con un circuito. Los miércoles solo es trabajo del CORE y el circuito final”.

La experiencia de llevar el aislamiento no ha sido nada sencilla para estos deportistas. “Se les está haciendo difícil entrenar de esta forma, una por el espacio y la falta de material y otra por la incertidumbre de no saber cómo va a seguir esto” aseguró Pellegrini.

Y agregó: “Es difícil entrenar de esta forma porque no hay un objetivo cierto, un motivo, es por ello que es complicado el tema motivación, más teniendo en cuenta que existe la posibilidad de que el torneo se dé por terminado y así esperar a la próxima temporada, situación que cambiaría el panorama para todos. Pero hablo permanentemente con los jugadores y todos se encuentran bien de ánimo, aprovechando para estar con sus familiares, cosa que el jugador de básquet de Liga no está acostumbrado, porque es común que viva lejos de sus afectos”.

Finalmente, el preparador físico “Naranja” dejó un mensaje para lo mendocinos: “Me gustaría aprovechar para repetir lo de todos, quedarse dentro de casa, salir lo indispensable y escuchar a los que saben”.

Fuente: Prensa Mendoza

Deja un comentario